Vamos a cuidar nuestros pies: Parte II.

Hace unos días, os contaba un poquito cómo solucionar algunos problemillas que nos aparecen cuando de una estación a otra, cambiamos de calzado. Esta es la segunda parte y es que no podía dejar de lado a una de las marcas que más avanza en esto del cuidado de nuestros pies: Farmalastic.

Farmalastic

Farmalastic es la gama de los laboratorios Cinfa que se ocupa de toda la parte de la ortopedia y en este caso, vamos a hablar de unos cuantos gadgets que nos pueden hacer caminar, pasear o correr de una forma más cómoda.

Empezemos de izquierda a derecha:

Farmalastic Protector Tubular de Dedos: estos protectores cuentan con un gel de silicona interior que distribuye la presión de una forma uniforme para evitar que aparezcan posibles callos y/o rozaduras. Si ya contamos con alguna de estas dificultades, usándolos podemos aliviar el dolor que ejerce nuestro calzado sobre la zona donde tengamos la dolencia hasta que podamos subsanarla.

Farmalastic Almohadilla Plantar Elástica: Como su propio nombre indica, es una almohadilla plantar de silicona ideal si lo que sufres es alguna dureza en la zona plantar que hay debajo de los dedos de los pies. 

Farmalastic Protector de Juanete: este producto disminuye la presión en el lateral del dedo gordo del pie, justo en la zona donde tienden a formarse los incómodos juanetes.

Farmalastic Ratoncillos Interdigitales: son unas almohadillas hechas de silicona y con la forma adecuada para separar nuestros dedos de los pies cuando estos tienden a montarse unos encima de otros.

Farmalastic Corrector de Hallux Valgus (Juanete): Este es uno de los productos estrella de Farmalastic porque está totalmente recomendado para todas aquellas personas que comienzan con este engorroso y doloroso problema de los juanetes. Gracias a este corrector y en un plazo de entre 7-10 días (comprobado por una de mis compis), podemos ver cómo el dedo gordo se va enderezando y se comienza a corregir la curvatura clásica del juanete. Por otro lado y gracias a su refuerzo de silicona, el dolor producido por el roce del calzado se ve disminuido considerablemente. Se debería de llevar durante todo el día e incluso hay personas que nos han manifestado que también lo usan durante la noche.

Todos estos productos se pueden lavar a mano con un poco de agua tibia y jabón neutro. No es recomendable meterlos en la lavadora.


Y vosotros, ¿sufrís alguna de estas dolencias? ¿qué os han parecido estos productos?



¡Espero que os gusten mis cosillas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡Muchas gracias por dedicarme unos minutos!!